La subrogación de personal es obligatoria en las empresas de limpieza en Madrid

Si te has visto en la necesidad de cambiar de empresa de limpieza en Madrid, probablemente habrás podido familiarizarte con el tema legal de la subrogación de personal.

Los convenios colectivos del sector de limpieza prevén la subrogación de personal, figura que garantiza la estabilidad en el trabajo de los empleados de limpieza, que ya de por sí forman parte de un sector especialmente vulnerable. Los convenios establecen que, en caso de que el cliente cambie de empresa de limpieza, los empleados de limpieza conservarán su puesto de trabajo, pasando a estar adscritos a la nueva empresa de limpieza (empresa entrante).

Este mecanismo opera por imperativo legal, y normalmente, sólo deja de ser efectivo en caso de que el empleado/a de limpieza renuncie a conservar su puesto de trabajo.

En términos generales, y tal y como regula el Convenio Colectivo de Limpieza de Edificios y Locales de Comunidad de Madrid, la subrogación operará siempre que se den alguno de los siguientes supuestos:

  • Trabajadores en activo con al menos 4 meses de antigüedad en las instalaciones del cliente.
  • Trabajadores con derecho a reserva del puesto de trabajo con al menos 4 meses de antigüedad en las instalaciones del cliente.
  • Trabajadores con contrato de interinidad que sustituyen a los anteriores.
  • Trabajadores que, aunque no tengan los 4 meses de antigüedad indicados, se hayan incorporado a las instalaciones del cliente como consecuencia de una ampliación del servicio contratado por éste.
  • Trabajadores que, aunque no tengan los 4 meses de antigüedad indicados, hayan ocupado puestos fijos como consecuencia de vacantes definitivas que se hayan producido en las instalaciones del cliente, siempre y cuando se hayan incorporado de forma simultánea allí y en la empresa de limpieza.
  • Trabajadores de la primera empresa de limpieza que contrata el cliente, cuando esta contrata dure menos de 4 meses.

Así, todos estos supuestos deben ser acreditados documentalmente por la empresa de limpieza saliente a la empresa de limpieza entrante.

En ciertas ocasiones, el cliente decide cambiar de empresa de limpieza porque no está satisfecho con los empleados de limpieza. De concurrir alguno de los supuestos mencionados anteriormente, operaría la subrogación, con lo que los empleados de limpieza continuarían en su puesto de trabajo. En estos casos, es muy frecuente que el cambio de empresa solucione el problema. Una nueva empresa de limpieza que aporta una supervisión eficaz, un equipo serio y profesional, una buena formación en el puesto de trabajo y unos medios apropiados, sirve en muchas ocasiones para que los empleados adquieran la confianza y seguridad suficiente para desarrollar su trabajo de forma adecuada.

No obstante, en aquellos casos en que los empleados de limpieza sigan sin desarrollar su trabajo de forma satisfactoria a pesar del cambio de empresa de limpieza en Madrid, esta debe tener la capacidad suficiente para garantizar al cliente la sustitución de dicha persona.

Esther Vazquez

Mi nombre es Esther Vázquez, licenciada en Pediodismo por la Universidad Carlos III de Madrid, especializada en periodismo jurídico. Creo en la Justicia y en la lucha contra la injusticia. Mi lema: "Estoy a favor de la verdad, la diga quien la diga. Estoy a favor de la justicia, a favor o en contra de quien sea", Malcom X

Read Previous

El seguro de alquiler de vivienda se generaliza entre los pisos de estudiantes

Read Next

Accesibilidad en el edificio, un derecho para los vecinos con movilidad reducida