El Defensor del Pueblo propone un registro único de adopciones en toda España

El Defensor del Pueblo, Francisco Fernández Marugán, quiere proponer la creación de un registro único de adopciones en España que ofrezca más agilidad y eficacia y contribuya a rebajar el alto número de acogimientos residenciales que se dan hoy en día en nuestro país.

Según el Boletín de datos estadísticos de medidas de protección a la Infancia, del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, a 31 de diciembre de 2016 había 14.104 menores en centros de acogida. Además, de los datos se desprende que a lo largo del año predominan las altas en el sistema de protección mediante el acogimiento residencial frente a las altas en acogimiento familiar (en 2016 fueron 11.381 frente a 4.269).

Las estadísticas publicadas reflejan, además, según destaca el Defensor del Pueblo, que en los últimos años “no se han producido reducciones significativas en los acogimientos residenciales a favor de los acogimientos familiares”. Asimismo, la institución señala que diversos estudios y los medios de comunicación se hacen eco “del elevado número de niños y adolescentes que están demasiado tiempo en centros residenciales”.

Según la Ley Orgánica 1/1996 de Protección Jurídica del Menor, tras la reforma de 2015, el principio rector de la actuación administrativa de protección de menores debe ser el mantenimiento en su familia de origen, y en caso de que no sea posible, la prioridad del acogimiento familiar frente al institucional.

Marugán considera que para reducir sensiblemente el acogimiento residencial en favor del familiar se requiere “un cambio profundo en las actuaciones administrativas, así como poner en marcha medidas adicionales que incentiven el acogimiento familiar y la adopción”.

En concreto, sugiere “dar más apoyo a las familias acogedoras” y aumentar el número de familias capacitadas para acogimientos profesionalizados, especialmente para los casos de niños y adolescentes en situación especialmente vulnerable o con necesidades especiales; así como la creación del registro único de adopciones para toda España.

Recientemente, el Consejo Interterritorial de Servicios Sociales abordó, en relación a la adopción y el acogimiento familiar, el mecanismo interterritorial de asignación que está previsto crear y que, al estilo de la Organización Nacional de Transplantes, permitirá derivar a una familia en cualquier punto del territorio a un niño que acabe de entrar en el sistema de acogida.

Esto será posible para aquellos menores “que no tengan ninguna conexión con esa comunidad autónoma” donde han ingresado en un centro residencial. Y es que, primeramente primeramente se comprobará la existencia de familia biológica en la región, y después se permitirá rebajar la duración de la estancia de estos niños en las instituciones.

Redacción

Read Previous

Seguro dental, una garantía frente a las estafas dentales

Read Next

Tribunal Supremo se demorará en redactar la sentencia del caso Nóos