Mitad de consumidores europeos prefieren pagar en efectivo

Los ciudadanos europeos aún muestran desconfianza al compartir datos bancarios a cambio de beneficios comerciales, al menos 58% de los ellos, por lo que buena parte prefiere pagar en efectivo.

La cifra es la más importante del informe ‘Construyendo un mercado de pagos europeo viable’, elaborado por Strategy&, la consultora estratégica de PwC, a partir de una encuesta a consumidores en diez países de la Unión Europea.

Según el estudio, el 47% de los consumidores europeos prefiere el uso del dinero en efectivo para pagar frente a cualquier otro método electrónico.

En forma generalizada, PwC estima que 60% de los pagos en Europa son en efectivo, y desgrana los que se hacen por medios electrónicos, así: 43% son transferencias y domiciliaciones; 43% tarjetas de débito; y 14%, fundamentalmente, con tarjetas de crédito.

Y las razones de los consumidores son sencillas: 37% lo hace porque no hay ninguna otra forma disponible y 29% por comodidad. En España estos porcentajes son del 40% y el 29%, respectivamente.

De acuerdo a países, el porcentaje aumenta en Alemania (61%), Austria (61%), y Suiza (60%). En España, casi la mitad de los consumidores entrevistados (49%) prefieren pagar sus compras en metálico.

El documento resume que solamente en Reino Unido (29%), Holanda (26%) y Suecia (20%) apuestan por otras formas de pago alternativas al dinero fresco.

Además de la preferencia por el dinero en efectivo para pagar, el mercado de medios de pago electrónicos es muy fragmentado en la Unión Europea, lo que crea barreras importantes para que avancen otras alternativas, que ayuden al desarrollo de una industria europea para competir con las de Estados Unidos y China.

Alejandro Villalobos

Read Previous

Bajan los desahucios por impago del alquiler

Read Next

Buenos resultados en empresas familiares dan aire positivo