La Unión Europea busca un mayor compromiso para legislar en el área de la salud

La Unión Europea busca un mayor compromiso para legislar en el área de la salud

Actualidad No hay comentarios en La Unión Europea busca un mayor compromiso para legislar en el área de la salud

La moda juvenil de afilarse los colmillos al estilo vampiro causa alarma en Alemania. Afilarse o alargarse los dientes para darles el aspecto de los colmillos de un vampiro se ha convertido en una práctica ‘estética’ que gana adeptos entre la juventud de este país europeo.

En muchas ocasiones los expertos sanitarios se preguntan hasta qué punto esto es beneficioso para la salud este tipo de modas, y si existe algún tipo de legislación a nivel europeo que regule y tenga en cuenta este tipo de actuaciones por parte de la ciudadanía europea.

Y lo cierto es que la UE no recoge entre su amplia normativa este tipo de aspectos, una normativa que podría regular este tipo de actuaciones por parte de la ciudadanía. Desde una clínica dental en Murcia nos señalan que “tanto es así que las compañías de seguros del país germano han advertido que no van a asumir los gastos sanitarios de las enfermedades o lesiones derivadas de dichas intervenciones”.

El portavoz del seguro de enfermedad semipúblico alemán KKH ha explicado que los jóvenes atraídos por la estética vampírica se liman los caninos y, en algunos casos, también los incisivos. Hay, además, quienes van más allá del simple afilado y optan por implantes, blancos o metálicos, con los que alargar los dientes y darles un aspecto más aterrador.

Ambas prácticas son censuradas por el portavoz. El limado de las piezas daña seriamente el esmalte dental, favorece la caries y aumenta la probabilidad de fractura de los dientes; mientras que “los alargamientos dentales artificiales dan lugar a alteraciones antinaturales de la masticación, pueden causar lesiones maxilofaciales, daños óseos en la mandíbula e incluso la pérdida de los dientes”.

Por ese motivo, expertos de la clínica Saludalia Dental Murcia, y otros muchos dentistas, se han negado a realizar esta práctica ya que consideran que iría en contra de su ética profesional porque estarían haciendo una intervención sabiendo que es algo negativo para la salud del paciente.

Por suerte, esta moda de alargarse los colmillos no ha llegado todavía a España, al menos no en gran medida, con lo que parece que la juventud española está a salvo de esta marea tan dañina para su salud.

Author

© 2017 Diario Jurídico - Copyright. Todos los Derechos Reservados. Aviso Legal y Política de Privacidad

Search

Back to Top