El magistrado Josep Gálvez funda el bufete Gálvez Pascual

El magistrado Josep Gálvez ha fundado el bufete Gálvez Pascual, dejando atrás su etapa en Altalex. De hecho, Gálvez tiene experiencia en el asesoramiento a inversores de Popular, concretamente, a varios fondos latinoamericanos y a empresas españolas, que han recurrido la resolución de la Junta Única de Resolución (JUR).

En realidad, el nuevo despacho Gálvez Pascual inicia su actividad en Madrid y Barcelona (ambos en España) con un equipo de siete abogados, especializado exclusivamente en todas las áreas en la litigación y arbitraje de los negocios.

Por su parte, el bufete Altalex contrató a Josep Gálvez como socio responsable del área de mercantil, procesal y arbitraje en septiembre de 2016. De hecho, Gálvez ha desempeñado el cargo de magistrado en Palma de Mallorca durante gran parte de su carrera profesional.

El papel principal del magistrado ha sido su actuación en litigios y en arbitrajes nacionales e internacionales en materia comercial y bancaria especializada. Antes de Altalex, era responsable del área mercantil y procesal del bufete Magín Pont.

Gálvez ha explicado que “a diferencia de otras firmas, Gálvez Pascual mantiene su entera independencia en la defensa de sus clientes, pudiendo litigar prácticamente contra cualquier empresa, institución o entidad. Otros bufetes nos nombran defensores de sus clientes en situaciones delicadas que les suponen conflicto de interés”.

Además, Gálvez es profesor de Derecho Internacional privado y de litigación y arbitraje internacional en la Universidad de Barcelona y en el Instituto Superior de Derecho y Economía (ISDE).

Cristina Pérez

Read Previous

Juzgado especializado en cláusulas suelo de Oviedo notifica ya 413 sentencias

Read Next

Chávarri Abogados contrata a Fernando Jiménez