La mediación ante notario reduce la resolución de conflictos de 9 meses a unas semanas

La mediación ante notario reduce la resolución de conflictos de 9 meses a unas semanas

Actualidad No hay comentarios en La mediación ante notario reduce la resolución de conflictos de 9 meses a unas semanas

El Consejo Nacional del Notariado asegura que la mediación ante notario consigue reducir los tiempos de resolución de conflictos, haciendo que pasen de una media de nueve meses a tan sólo unas pocas semanas.

Cada vez son más los españoles que recurren a estos sistemas extrajudiciales que están contribuyendo a la descongestión de los tribunales y que según las estadísticas de 2017, la tasa de litigiosidad en España se situó en 126 pleitos por cada 1.000 habitantes, casi 6 millones de casos en total.

A la luz de los últimos datos que aporta el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) demuestran que en 2017 un asunto tardó en resolverse 4,8 meses de media en primera instancia y 4,1 meses en segunda instancia. En el caso del Tribunal Supremo (TS) el plazo medio es de 14,1 meses para resolver un procedimiento.

En cuanto a las jurisdicciones, los tribunales que tienen actualmente unos tiempos de resolución más prolongados son los de lo contencioso administrativo, donde se tarda de media 10 meses en lograr una respuesta judicial. En la jurisdicción civil, lo más llamativo es la evolución de los juzgados mercantiles, que desde el año 2011 han visto cómo la duración de los asuntos crecía desde los 28,2 meses de media de ese año hasta los 49 meses que se registraron en 2017.

Los notarios son funcionarios públicos a los que el Estado atribuye la función de dar fe pública y controlar la legalidad, por lo tanto, reúnen preparación jurídica para mediar en la resolución de los conflictos que se les plantean entre particulares y empresas.

El proceso de mediación consiste en encontrar una solución dialogada y aceptada por ambas partes y consta de tres fases, la primera es la informativa donde el mediador informa del proceso y ambas partes firman el acuerdo de confidencialidad; el segundo es el proceso de mediación, donde el mediador convoca a las partes y crea un espacio de diálogo para tener una visión conjunta; y el acuerdo de mediación, donde el notario identifica los temas que les preocupan y trabaja con las partes y con sus respectivos abogados, si los hubiese, para buscar nuevos entendimientos.

Author

Esther Vazquez

Mi nombre es Esther Vázquez, licenciada en Pediodismo por la Universidad Carlos III de Madrid, especializada en periodismo jurídico. Creo en la Justicia y en la lucha contra la injusticia. Mi lema: "Estoy a favor de la verdad, la diga quien la diga. Estoy a favor de la justicia, a favor o en contra de quien sea", Malcom X

© 2017 Diario Jurídico - Copyright. Todos los Derechos Reservados. Aviso Legal y Política de Privacidad

Search

Back to Top